Un simple truco para mejorar tu Fotografía de Viajes: añade contexto

Leyendo una entrevista a Liza Ambrossio (premio Nuevo Talento Fnac 2018) y visionando las fotos de su serie galardonada ‘Naranja de sangre’, me he encontrado con una fotografía que me ha hecho recordar algo fundamental en la Fotografía de Viajes: el contexto.

En la imágen, en la que la artista ha incluido manipulaciones, se ve una suerte de restaurante con espectaculares vistas a un paisaje clásico del Oeste Americano. La fotografía está tomada desde dentro del establecimiento y los comensales aparecen casi como siluetas enfrente de las grandes ventanas que nos muestran el paisaje en cuestión.

Muchos de nosotros, ante una vista así, probablemente tendríamos la tentación de acercarnos a los cristales para tomar una foto ‘limpia’ del paisaje sin incluir las ventanas, los comensales, o cualquier otra referencia al restaurante.

Pero para la Fotografía de Viajes, es siempre mucho más interesante incluir todos esos elementos. O dicho de otra manera, incluir el ‘contexto’. Añadir información que nos aporte información del momento, el lugar, la situación, en la que se tomó la imagen.

Todo ello me ha hecho recordar dos imágenes ràpidas que tomé en el vuelo de vuelta de mi reciente viaje a Egipto. Sentado al lado de la ventana, pude gozar de unas espectaculares vistas del centro del Cairo con las últimas luces del atardecer. Aún siendo las condiciones de luz muy poco favorables, no pude resistir la tentación de tomar algunas fotos.

¿Con cuál te quedas?

El primer impulso fue fotografiar la ciudad lo más ‘limpiamente’ posible, un instante más tarde retrocedí ligeramente para incluir parte del marco de la ventana del avión.

En mi opinión, en la segunda se transmite mucho más el hecho de viajar (en este caso en avión) y de una forma más personal. Uno se puede trasladar más fácilmente en el instante de tomar la imagen haciendo evidente el avión, su motor en el ala y la ventana. Un caso en el que añadir contexto nos aporta mucho más de lo que nos pueda llegar a distraer del objeto a fotografiar.

Link: entrevista a Liza Ambrossio en ‘Xataka Foto